Rinde Presidente de la CEDH su informe anual de actividades

En Sesión Solemne del Congreso de Chihuahua, representantes de los Tres Poderes del Estado, recibieron el Informe Anual de Actividades del Presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, Néstor Armendáriz Loya.
En dicho evento, el encargado de velar por el respeto a los derechos humanos en la Entidad, señaló que este primer informe contiene la descripción de las acciones realizadas por el organismo, durante el periodo comprendido del 1º de enero al 31 de diciembre del 2019, en materia de protección, observancia, promoción, estudio y divulgación de los derechos humanos reconocidos en la Constitución Política del Estado.
Resaltó que el eje toral del organismo reside en la atención a las personas, en brindar orientaciones jurídicas gratuitas, realizar gestiones, recibir quejas, integrar expedientes de manera adecuada y emitir recomendaciones; por ello se desarrollaron mecanismos para un efectivo cumplimiento de las recomendaciones, y con esto, dar el seguimiento correspondiente, hasta lograr que los derechos vulnerados de las personas sean restituidos con la reparación del daño.
Para culminar, agregó: “como organismo público, tenemos la convicción de que existen avances significativos en la vida institucional, pero también somos conscientes de que aún debemos construir mejores instrumentos que nos permitan atender las demandas de las y los chihuahuenses, que exigen a las autoridades el respeto irrestricto de su dignidad humana”.
En su intervención, el Gobernador del Estado, Javier Corral Jurado, señaló que dentro del informe presentado por el Presidente de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos, se da cuenta de las actividades y logros, pero también, de los enormes retos que se tienen en materia de derechos humanos en la Entidad.
Agregó la importancia para que los gobiernos impulsen una agenda con perspectiva de derechos, como punto de partida y con particular énfasis en lo señalado en la intervención del Presidente de la CEDH, y tomando como ejes fundamentales, el principio de progresividad y de pro persona, ambos conceptos pilares de la reforma constitucional en materia de derechos humanos, en los que día a día se debe buscar el cabal cumplimiento y ejercicio.
No basta con la voluntad política de los titulares de los organismos, o dependencias, se requiere que esto se traduzca en el compromiso irrenunciable de protección a los derechos humanos; por ello es imprescindible recordar a todos los servidores públicos del Estado, particularmente los del Poder Ejecutivo.
“No veamos este informe presentado como una contra parte, sino como un contrapeso y como parte del sistema democrático de equilibrios”, agregó.

Comentarios

Comentarios