Asesinatos de sacerdotes son graves, no hay estrategias contras el crimen: COPARMEX

Chihuahua.- La Confederación Patronal de la República Mexicana (COPARMEX) en Chihuahua, emitió un comunicado de prensa y dijo que es urgente  que el Gobierno del Estado y la Federación hagan lo necesario, en el marco de sus facultades constitucionales, para devolverle la seguridad y la paz a los chihuahuenses.

Lo anterior, luego de los homicidios de dos reconocidos sacerdotes, perpetrados en la Sierra Tarahumara la noche del lunes, noticia que escaló a nivel nacional e internacional por la saña con la que fueron cometidos.

“Esto es un total descaro, es una situación sumamente grave la que está ocurriendo en el Estado de Chihuahua y en todo el país, y no hay una estrategia efectiva contra el crimen organizado, ni del gobierno estatal, ni del federal, que contengan estos hechos delictivos que lastiman a nuestra sociedad, como en otros años”, indicó el organismo empresarial.

En ese sentido, explicó que en la medida de que el presidente de México siga difundiendo ideas y frases contradictorias, como los “abrazos, no balazos”, habrá un clima de zozobra en la población, por la permisividad que se predica respecto de los hechos delincuenciales.

La COPARMEX recordó que a nivel nacional los homicidios han superado la barrera de las 120,000 víctimas en lo que va de la actual administración, situación que devela la falta de coordinación entre los entes de gobierno responsables de la seguridad, desde la prevención y persecución del delito hasta la consignación en su primera fase.

“Este es un tema de coordinación y de inteligencia preventiva y de investigación, es impresionante lo que estamos viviendo, nos revela la falta de actuación y compromiso de las autoridades, cada quien debe realizar lo que le corresponde y coadyuvar, de lo contrario esta situación seguirá en incremento”, precisó.

Al retomar el tema de los sacerdotes, dijo que, por un lado, el Gobierno del Estado debe efectuar las investigaciones correspondientes a los homicidios, por ser del fuero común, no obstante, la federación debe realizar las indagatorias necesarias para esclarecer si los hechos se consumaron con armas de fuego de uso exclusivo del Ejército.

Por otra parte, indicó que para la COPARMEX es apremiante que los policías y ministerios públicos sean fortalecidos a través de mayor equipamiento de inteligencia, capacitación e incentivos, como la mejora de sus salarios, aunada a la contratación de más personal, todo ello a fin de consolidar sus actividades contra las bandas delincuenciales.

“No gastemos los recursos públicos en ladrillos, no construyamos más edificios para las corporaciones, mejor dignifiquemos y fortalezcamos a las diferentes instancias encargadas del tema de la seguridad”, precisó.