“No hay gobierno”: Sacerdote es agredido por presunto sicario

Fue ante las autoridades para presentar una denuncia, sin embargo, le informaron que dicho asunto debía atenderse en otro municipio. En automóvil, ambos territorios están aproximadamente a 20 minutos de «peligrosa» distancia

Michoacán.- De acuerdo con la descripción del propio padre dentro de la carta que publicó, se trató de un presunto “ataque profesional”, pues todo habría durado apenas algunos minutos, y fue tomado por sorpresa mientras iba en su automóvil.

Todo inició cuando circulaba por Queréndaro, en el estado de Michoacán y un automóvil le habría cerrado el paso. El atacante, advirtió, es un hombre muy alto y fuerte, de tez morena, con entradas en el cabello. Aunque no hay certeza del dato, informó también que pudo tratarse de un sicario.

“Fue un ataque profesional, me bloquearon el carro, me agredieron a golpes. El agresor debió ser un sicario, aunque no me presentó su credencial. Un psicópata, era muy alto y fuerte, moreno, con entradas en el pelo, tenía en los puños un arma, se dirigió a mí, abrió la portezuela de mi auto, me destrozó la cara, dejándola con hemorragias terribles”, fue la narración que ofreció el clérigo.

El padre Calvillo se habría trasladado inmediatamente a la Clínica de la Asunción donde le controlaron la hemorragia a pesar de la dificultad que la herida representaba, tal y como se pudo observar en la fotografía que publicó de los hechos.

Lamentablemente el padre aseguró que se trata de un ataque que ya se había advertido, o por lo menos presentido por su parte. Aseguró, en este sentido, que lo mejor que puede hacer la ciudadanía es estar preparados ante cualquier caso de violencia para estudiar la reacción que tendremos y así evitar que el desenlace pueda ser fatal.

“Este ataque yo lo había presentido, a todos nos puede tocar, estoy tentado a decir: nos va a tocar. Hay que ser conscientes y estar preparados, estudiar nuestra reacción, una equivocación puede ser mortal. Me salió muy barato si pienso en la suerte de los hermanos jesuitas asesinados y en tantas muertes y masacres”, escribió el clérigo al público general.

Por otra parte, aseguró que fue ante las autoridades para presentar una denuncia, sin embargo, le informaron que dicho asunto debía atenderse hasta el municipio de Zinapécuaro. En automóvil, ambos territorios están aproximadamente a 20 minutos de distancia.

“Qué ganas de contener la violencia y hacer justicia. El país se desangra, la violencia te puede arrollar. Necesitamos cuidarnos, no hay gobierno. ¿Qué podemos hacer todos juntos?”, fue la reflexión que dejó sobre la mesa el padre Mateo Calvillo Paz.

Por último, pidió a toda la ciudadana y a los criminales también que vuelvan o se apeguen a las enseñanzas que dejó Dios, pues por lo menos a él pudo salvarle la vida en la violenta escena antes descrita.

“¡Vuelvan a Dios, conviértanse, háganlo el centro de su vida! ¿Les digo por qué? Él estuvo conmigo y me salvó. De eso soy testigo agradecido y loco de contento”, finalizó el padre Calvillo.

El padre Mateo Calvillo Paz es el director de la Comisión de Evangelización en Radio y Televisión para la Arquidiócesis de Morelia, nombrado por el Señor Arzobispo D. Alberto Suárez Inda.

El objetivo de su oficina es el de aprovechar los medios de comunicación tanto tradicionales -radio y televisión- como los digitales, incluido el internet, las redes sociales, entre otros, para poner el foco en la comunidad diocesana.

Con información de Grupo Malmor